La Calidad de las puertas: El postformado

Es un material muy duradero y con mas posibilidades que los tableros melamínicos. La base de este acabado es básicamente el aglomerado. Cuando es de calidad nos damos cuenta fijándonos en un canto descubierto. Si el aglomerado es igual en todas partes estamos ante un aglomerado sencillo, si vemos que hacia la superficie detallamos que las partículas son mas finas, entonces estamos ante un aglomerado de máxima calidad, dureza y durabilidad, fabricado para que la superficie sea muy lisa y admita acabados de gran calidad estética.

A partir de un proceso de laminado sobre el aglomerado, en este caso se combinan capas de papel Kraft con la capa decorativa y impregnadas de resinas de poliéster. La calidad del poliéster influye en muchas de las buenas características de este acabado. La calidad del post-formado vendrá dado por la cantidad de capas de papel Kraft, el grosor de la capa de papel decorativo y la calidad de la llamada capa Cover que es la ultima y es la que garantiza las propiedades de repeler la humedad, resistencia a las ralladuras, etc.

La resina poliéster permite después del laminado adaptar este acabado para cubrir los cantos siempre que exista un radio mínimo de curvatura. Esta característica lo hace especial para puertas, frentes y encimeras. Solo se han de poner cantos en dos lados y en las encimeras logra una superficie única que trabajara mejor durante los años.

USO RECOMENDADO: Puertas y frentes de muebles de cocina y baño, pero también de los laterales vistos en cualquier composición del mobiliario. Estos son los laterales, encimeras de los muebles. Comúnmente en cocinas y baños las encimeras se fabrican de otros materiales, pero existen opciones en espesores entre 30 y 60 mm el post-formado de gran calidad y durabilidad. En la actualidad los post-formados pueden ser lisos y también con texturas como maderas, piedras o geométricas cualquiera. Los paneles lisos con acabados en alto brillo en esta tecnología brindan los mejores resultados sin discusión al comparar el post-formado con cualquiera de las opciones existentes, incluida la laca donde vence por durabilidad y costes.

MAL USO DEL POST-FORMADO: Directamente no existe un mal uso. Si la estructura de un mueble se fabrica en este material solo incrementamos su coste, por lo demás brinda un resultado inmejorable.
Existe un aspecto estético de decoración que puede disminuir las prestaciones del post-formado y es al conformar las puertas y frentes de los muebles. Si bien de origen las piezas de material post-formado vienen curvadas en dos de sus lados, en muchos casos a las puertas se les corta estos lados, se cantea toda la puerta y en apariencia queda una puerta estéticamente mas limpia. Esta solución salvo que el post-formado y el proceso de cantear sea de calidad ofrece menos seguridad en el paso de los años a que no entre humedad o que una parte del canto salte o se desprenda.

¿DESCONFIAR? Como todos los materiales para muebles el post-formado también esta sometido a una fuerte presión para bajar costes. Cuando vemos de canto de una pieza post-formada debemos ver una traza marrón oscura de casi medio milímetro y una del color exterior semejante algo mas delgada. El “ahorro” lo logran en poner menos capas de refuerzo y menos capas decorativas. Aun bajando los costes este material resulta mucho mas estable y resistente en el tiempo que los demás.

¿ENCIMERAS? Si, casi toda Europa, países ricos con rentas importantes eligen las encimeras de post-formado para sus cocinas y baños. Es un material resistente y duradero, estable de color.

En relación con experiencias sobre el uso de las encimeras de post-formado vale lo que hemos explicado anteriormente. Mientras mas gruesa es la pieza es mas duradera. Debemos optar mejor por un aglomerado de partículas hidrófugo y que tiene granos mas finos hacia los extremos. Aquí ver los espesores por un canto de la pieza no nos engañará. Yo personalmente desconfió total de las de IKEA.

Para mejorar los posibles puntos débiles del material existen opciones del canto frontal de la encimera en aluminio y en madera. En ambos casos no son piezas encoladas, son piezas que cuentan con nervios que se anclan al aglomerado y mediante un proceso de encolado hacen que la unión nunca falle. En decorados modernos de colores lisos los cantos en metal, sea aluminio o acero inox son la mejor opción. Los cantos de madera son eternos. Cocinas puestas personalmente por mi después de 20 años sorprende que están como el primer día, esta es la calidad que se desea.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *